Control de Acceso

¿Por qué deberías actualizar tus lectoras de proximidad de 125 kHz? Desventajas que debes conocer

En la actualidad, el uso de sistemas de control de acceso y seguridad es fundamental para proteger tanto a personas como a propiedades.

Entre las tecnologías más comunes utilizadas para este fin se encuentran las lectoras de proximidad, que permiten el acceso mediante la identificación de tarjetas o llaveros cercanos al dispositivo.

Aunque las lectoras de proximidad de 125 kHz han sido ampliamente adoptadas, es importante reconocer que también presentan desventajas significativas que pueden afectar la eficiencia y seguridad de un sistema. En esta ocasión exploramos algunas de las desventajas asociadas con el empleo de lectoras de proximidad de 125 kHz. 

desventajas asociadas:

  1. Vulnerabilidad a la clonación y duplicación: Uno de los principales problemas de las lectoras de proximidad de 125 kHz es su vulnerabilidad a la clonación y duplicación de tarjetas. Debido a la baja frecuencia utilizada, es relativamente sencillo para un atacante interceptar y copiar la señal de una tarjeta válida. Significa que alguien con malas intenciones podría fácilmente crear una copia de una tarjeta legítima y obtener acceso.
  2. Alcance limitado y dificultad de lectura: Otra desventaja de las lectoras de proximidad de 125 kHz es su alcance limitado y la necesidad de una proximidad muy cercana para que sean efectivas. Esto puede resultar incómodo para los usuarios, ya que deben acercar su tarjeta o llavero muy cerca del lector para que funcione correctamente. Además, la lectura puede ser inconsistente y requiere una alineación precisa, lo que puede llevar a demoras y frustraciones en entornos donde se necesita un flujo constante de personas. 
  3. Interferencias y falsos positivos: Las lectoras de proximidad de 125 kHz también pueden verse afectadas por interferencias electromagnéticas. Otros dispositivos electrónicos cercanos, como equipos de radiofrecuencia o sistemas de iluminación, pueden causar interferencias y afectar la capacidad de lectura del lector. Además, existe la posibilidad de falsos positivos, donde una tarjeta o llavero cercano al lector puede activarlo accidentalmente sin la intención del usuario, lo que puede generar confusión y posibles problemas de seguridad. 
  4. Falta de seguridad adicional: En comparación con tecnologías más avanzadas, como las lectoras de proximidad de alta frecuencia o los sistemas de lectura biométrica, las lectoras de proximidad de 125 kHz ofrecen una menor seguridad adicional. La falta de autenticación biométrica o de cifrado más sólido puede hacer que el sistema sea más vulnerable a ataques y manipulaciones. 

Aunque las lectoras de proximidad de 125 kHz han sido ampliamente utilizadas en sistemas de control de acceso y seguridad, es importante ser conscientes de sus desventajas.

El alcance limitado, las interferencias y la falta de seguridad adicional son aspectos que deben tenerse en cuenta al considerar el uso de estas lectoras. En última instancia, es recomendable explorar tecnologías más avanzadas y seguras para garantizar la integridad y protección adecuada de los sistemas de control de acceso. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *